GRACIAS A TU DONACION ESTA PAGINA PODRA SEGUIR FUNCIONANDO
Comentarios de Puntadas católicas
COMPARTE ESTA ENTRADA





SIGUENOS
Síguenos en TwitterSiguenos en FacebookSiguenos en Google+Siguenos en PicasaSiguenos en YouTubeSiguenos en BloggerSiguenos en Blogger


Más en mi youtube

MANUALIDADES-SANTOS-etc
ADOPCION ESPIRITUAL

CAMPAÑA DE ORACION POR LA PAZ
La cruz de Cristo sufriente de cada víctima inocente. Cubierta con rosas de oración por el perdón , por la reconciliación y la conversión

VELA DEL CANCER
Ora por los que padecen éste mal


Blogueros con el Papa

Lecturas y Liturgia del 4 de Octubre de 2016

Lecturas del Martes de la 27ª semana del Tiempo Ordinario

Fuente: Ciudad Redonda
MISA http://magnificat.tv/es/taxonomy/term/1
EVANGELIO  http://www.radiopalabra.org/IMG/mp3/27_3_TO.mp3

Martes, 4 de octubre de 2016
Primera lectura
Lectura de la carta del apóstol Pablo a los Gálatas (1,13-24):



Resultado de imagen para Habéis oído hablar de mi conducta pasada en el judaísmo: con qué saña perseguía a la Iglesia de Dios y la asolabaHabéis oído hablar de mi conducta pasada en el judaísmo: con qué saña perseguía a la Iglesia de Dios y la asolaba, y me señalaba en el judaísmo más que muchos de mi edad y de mi raza, como partidario fanático de las tradiciones de mis antepasados. Pero, cuando aquel que me escogió desde el seno de mi madre y me llamó por su gracia se dignó revelar a su Hijo en mí, para que yo lo anunciara a los gentiles, en seguida, sin consultar con hombres, sin subir a Jerusalén a ver a los apóstoles anteriores a mí, me fui a Arabia, y después volví a Damasco. Más tarde, pasados tres años, subí a Jerusalén para conocer a Pedro, y me quedé quince días con él. Pero no vi a ningún otro apóstol, excepto a Santiago, el pariente del Señor. Dios es testigo de que no miento en lo que os escribo. Fui después a Siria y a Cilicia. Las Iglesias cristianas de Judea no me conocían personalmente; sólo habían oído decir que el antiguo perseguidor predicaba ahora la fe que antes intentaba destruir, y alababan a Dios por causa mía.

Palabra de Dios

Salmo
Sal 138

Resultado de imagen para Guíame, Señor, por el camino eterno  Señor, tú me sondeas y me conoces
R/. Guíame, Señor, por el camino eterno

Señor, tú me sondeas y me conoces;
me conoces cuando me siento o me levanto,
de lejos penetras mis pensamientos;
distingues mi camino y mi descanso,
todas mis sendas te son familiares. R/.

Tú has creado mis entrañas,
me has tejido en el seno materno.
Te doy gracias,
porque me has escogido portentosamente,
porque son admirables tus obras. R/.

Conocías hasta el fondo de mi alma,
no desconocías mis huesos.
Cuando, en lo oculto, me iba formando,
y entretejiendo en lo profundo de la tierra. R/.

Evangelio
Lectura del santo evangelio según san Lucas (10, 38-42):


Resultado de imagen para En aquel tiempo, entró Jesús en una aldea, y una mujer llamada Marta lo recibió en su casa.
En aquel tiempo, entró Jesús en una aldea, y una mujer llamada Marta lo recibió en su casa. Ésta tenía una hermana llamada María, que, sentada a los pies del Señor, escuchaba su palabra. Y Marta se multiplicaba para dar abasto con el servicio; hasta que se paró y dijo: «Señor, ¿no te importa que mi hermana me haya dejado sola con el servicio? Dile que me eche una mano.»
Pero el Señor le contestó: «Marta, Marta, andas inquieta y nerviosa con tantas cosas; sólo una es necesaria. María ha escogido la parte mejor, y no se la quitarán.»

Palabra del Señor

Liturgia Viva del SAN FRANCISCO DE ASÍS

Resultado de imagen para San Francisco de AsísMartes, 4 de octubre de 2016
Introducción
Hoy hablamos mucho de pobreza o de retornar a los verdaderos valores del evangelio. Lo que San Francisco de Asís emprendió en el siglo XIII nos podría inspirar muy bien a nosotros, hombres de nuestro tiempo. La sociedad de hoy amenaza con destruírse a sí misma en muchas partes del mundo por su misma ideología y prosperidad; incluso en países en desarrollo se imponen necesidades artificiales sobre el pueblo, con pérdida de los más profundos valores de Dios y del mismo pueblo. Lo que necesitamos es no solamente hablar sobre pobreza y sobre vida evangélica, sino vivir responsablemente nuestra vida cristiana conforme a los valores del evangelio.
 Oración Colecta
Señor Dios nuestro:
Es un gozo para nosotros celebrar hoy
la fiesta de tu amable y adorable santo,
Francisco de Asís.
Que podamos caminar en nuestra vida, como él,
siendo uno contigo, uno con la naturaleza,
uno con todo lo que es bueno y bondadoso.
Haznos humildes y pacíficos como Francisco.
Así te lo pedimos por Cristo nuestro Señor.



Oración sobre las Ofrendas
Oh Dios todopoderoso:
Tú eres parcial en favor de los pobres.
De todos los dones que nos das
traemos ahora ante ti pan y vino.
Haznos auténticos y sencillos
como estas ofrendas,
siguiendo el ejemplo de San Francisco,
para que entendamos fácilmente
la sencilla y maravillosa historia
de tu perdón y tu amor,
que tú nos cuentas por medio de tu Hijo,
Jesucristo nuestro Señor.

Oración después de la Comunión
Oh Dios, Señor de cielo y tierra:
Te agradecemos, desde la pobreza de nuestro corazón,
que nos hayas permitido comer de la mesa de Jesús
a pesar de nuestra fe imperfecta
y de nuestro tibio amor.
Sigue aceptándonos con nuestras debilidades,
tal como somos;
ayúdanos a ser y a obrar mejor
y prestar un servicio generoso y sincero
a nuestros hermanos marginados y necesitados.
Te lo pedimos por Jesucristo nuestro Señor.

Comentario al Evangelio del 

Fernando Torres cmf


Me van a permitir los lectores de este comentario que, por una vez, me centre en primer lugar en la primera lectura. Es de la carta de Pablo a los Gálatas y el apóstol cuenta su experiencia de conversión de una forma muy sencilla. Termina diciendo que, pasados tres años de su experiencia inicial de conversión, subió a Jerusalén para conocer a Pedro, el primero entre los apóstoles. Termina diciendo que “las Iglesias cristianas de Judea no me conocían personalmente; sólo habían oído decir que el antiguo perseguidor predicaba ahora la fe que antes intentaba destruir, y alababan a Dios por causa mía.”

Es un texto que nos debería hacer pensar a todos. Nos da a conocer la apertura y tolerancia de aquellas primeras comunidades cristianas. Vivían la experiencia de la persecución. Pablo mismo había sido perseguidor fanático de los seguidores de Jesús. Pero eso no les impidió acogerle como un hermano más. Le conocían como perseguidor pero ahora le abrían las puertas de sus comunidades y casas con total confianza. Más aún: alababan a Dios por causa de Pablo y de su conversión, su paso de perseguidor a predicador de la buena nueva de Jesús.

Tendríamos que imitar en nuestras vidas esa capacidad para saltar por encima de los prejuicios, de nuestros temores, de la desconfianza que a veces nos surge frente al que nos ha hecho daño. Y saltar no sólo para llegar a la coexistencia sino para sentirnos hermanos. En el fondo no es más que la capacidad para reconocer que Dios y su gracia y su amor pueden cambiar de verdad el corazón de la persona y sacar de él a la luz cosas buenas.

Pablo sintió que las comunidades de Judea le abrieron las puertas de sus casas y de sus corazones. Vio como alababan a Dios por su causa. Y, con toda seguridad, esa acogida le ayudó a ser mejor, a confiar más en el Evangelio, a creer que Jesús estaba allí, en medio de los hermanos y hermanas de aquellas comunidades, haciendo del reino no un sueño sino una realidad palpable.

La invitación para cada uno de nosotros es la de superar nuestros prejuicios y miedos frente a los demás. Cada uno sabrá cuáles son esos prejuicios y miedos. Cada uno deberá examinar donde tiene que crecer en confianza y acogida en sus relaciones con los demás (familiares, amigos, vecinos, etc.).

Esa es la parte mejor del Evangelio de que habla Jesús en el Evangelio. No se trata sólo de servir materialmente. Se trata de abrir el corazón, de acoger, de reconciliar, de perdonar y de abrirnos todos a un futuro nuevo, al futuro ya presente del Reino.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
TRANSLATE


EnglishcvFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified