GRACIAS A TU DONACION ESTA PAGINA PODRA SEGUIR FUNCIONANDO
Comentarios de Puntadas católicas
COMPARTE ESTA ENTRADA





SIGUENOS
Síguenos en TwitterSiguenos en FacebookSiguenos en Google+Siguenos en PicasaSiguenos en YouTubeSiguenos en BloggerSiguenos en Blogger


Más en mi youtube

MANUALIDADES-SANTOS-etc
ADOPCION ESPIRITUAL

CAMPAÑA DE ORACION POR LA PAZ
La cruz de Cristo sufriente de cada víctima inocente. Cubierta con rosas de oración por el perdón , por la reconciliación y la conversión

VELA DEL CANCER
Ora por los que padecen éste mal


Blogueros con el Papa

Lecturas y Liturgia del 3 de Diciembre de 2016

Lecturas del Sábado de la 1ª semana de Adviento

Fuente: Ciudad redonda
MISA DEL DIA http://www.magnificat.tv/es/taxonomy/term/1
EVANGELIO DEL DIA

Sábado, 3 de diciembre de 2016
Primera lectura
Lectura del libro de Isaías (30,19-21.23-26):


ESTO dice el Señor, el Santo de Israel:
«Pueblo de Sión, que habitas en Jerusalén,
Resultado de imagen para ESTO dice el Señor, el Santo de Israel: «Pueblo de Sión, que habitas en Jerusalén, no tendrás que llorar,
no tendrás que llorar,
se apiadará de ti al oír tu gemido:
apenas te oiga, te responderá.
Aunque el Señor te diera
el pan de la angustia y el agua de la opresión
ya no se esconderá tu Maestro,
tus ojos verán a tu Maestro.
Si te desvías a la derecha o a la izquierda,
tus oídos oirán una palabra a tus espaldas que te dice: “Éste es el camino, camina por él”.

Te dará lluvia para la semilla
que siembras en el campo,
y el grano cosechado en el campo
será abundante y suculento;
aquel día, tus ganados pastarán en anchas praderas;
los bueyes y asnos que trabajan en el campo
comerán forraje fermentado,
aventado con pala y con rastrillo.

En toda alta montaña,
en toda colina elevada
habrá canales y cauces de agua
el día de la gran matanza, cuando caigan las torres.
La luz de la luna será como la luz del sol,
y la luz del sol será siete veces mayor,
como la luz de siete días,
cuando el Señor vende la herida de su pueblo
y cure las llagas de sus golpes».
Palabra de Dios

Salmo
Sal 146,1-2.3-4.5-6
Resultado de imagen para Dichosos los que esperan en el Señor  V/. Alabad al Señor, que la música es buena
R/. Dichosos los que esperan en el Señor

V/. Alabad al Señor, que la música es buena;
nuestro Dios merece una alabanza armoniosa.
El Señor reconstruye Jerusalén,
reúne a los deportados de Israel. R/.

V/. Él sana los corazones destrozados,
venda sus heridas.
Cuenta el número de las estrellas,
a cada una la llama por su nombre. R/.

V/. Nuestro Señor es grande y poderoso,
su sabiduría no tiene medida.
El Señor sostiene a los humildes,
humilla hasta el polvo a los malvados. R/.

Evangelio
Lectura del santo evangelio según san Mateo (9,35–10,1.6-8):

Resultado de imagen para EN aquel tiempo, Jesús recorría todas las ciudades y aldeas, enseñando en sus sinagogas, proclamando el evangelio del reino y curando toda enfermedad y toda dolencia.EN aquel tiempo, Jesús recorría todas las ciudades y aldeas, enseñando en sus sinagogas, proclamando el evangelio del reino y curando toda enfermedad y toda dolencia.
Al ver a las muchedumbres, se compadecía de ellas, porque estaban extenuadas y abandonadas, «como ovejas que no tienen pastor».
Entonces dice a sus discípulos:
«La mies es abundante, pero los trabajadores son pocos; rogad, pues, al Señor de la mies que mande trabajadores a su mies».
Llamó a sus doce discípulos y les dio autoridad para expulsar espíritus inmundos y curar toda enfermedad y toda dolencia.
A estos doce los envió Jesús con estas instrucciones:
«Id a las ovejas descarriadas de Israel. Id y proclamad que ha llegado el reino de los cielos. Curad enfermos, resucitad muertos, limpiad leprosos, arrojad demonios. Gratis habéis recibido, dad gratis».

Palabra del Señor

Liturgia Viva del Sábado de la 1ª semana de Adviento
Sábado, 3 de diciembre de 2016
UN DIOS COMPASIVO
(Is 30,19-21, 23-26; Mt 9,35-10,1.6-8)
Resultado de imagen para UN DIOS COMPASIVO
Introducción
Dios es compasivo. No puede permitir que su pueblo sufra. Esta actitud compasiva de Dios se ha hecho visible en la persona de Cristo.

Primera Lectura: El texto del Antiguo Testamento, que es quizás una elaboración sobre pensamientos de Isaías hecha por algún autor posterior, promete la restauración del pueblo de Dios después de su conversión. Dios tendrá compasión de su pueblo. Promete liberación del mal, de la enfermedad, del hambre, de la violencia, injusticia, a condición de que el pueblo se dé cuenta de su propia pobreza y de su incapacidad para vivir como debería sólo por sus propias fuerzas. Pero Dios obrará todo eso en el pueblo y con el pueblo.
Evangelio. En el Nuevo Testamento Jesús saldrá a nuestro encuentro para ayudarnos. Él envía a la Iglesia, aún hoy, a encontrar al pueblo en sus miserias y a aliviar todo sufrimiento.

Oración Colecta
Oh Dios de compasión y misericordia:
En tu Hijo Jesucristo te has revelado como Dios del pueblo.
Vuelve nuestros corazones vacíos hacia ti;
danos ojos claros para ver la profundidad de nuestra pobreza
y nuestra incapacidad para construir un mundo mejor
contando sólo con nuestros propios recursos.
Por eso, ven tú a construirlo con nosotros
por medio de tu Hijo y Salvador nuestro,
Jesucristo nuestro Señor.

Intenciones
Roguemos al Señor para que llame a muchos para hacerse pastores en nuestras comunidades cristianas, dispuestos a continuar, con celo y paciencia, la obra y misión de Jesús.
Para que los líderes de nuestras comunidades sean hermanos y hermanas de corazón grande, pacientes, generosos y compasivos, roguemos al Señor.
Para que proclamen el evangelio como Buena Noticia de salvación, que traiga a todos alegría, justicia y amor, roguemos al Señor.
Para que con su vida sean ejemplos vivos de lo que enseñan y predican, y así el mensaje del evangelio se haga creíble por medio de ellos, roguemos al Señor.

Oración sobre las Ofrendas
Señor, Dios misericordioso y leal:
En torno a la mesa de tu Hijo
tú cuidas y curas las heridas de tu pueblo
y colmas con la fuerza de Jesucristo
a los pobres y sencillos de espíritu.
Mantennos en marcha,
con la esperanza firme
de que con él podemos reconstruir
lo que nuestras mismas manos han destruido,
y que podemos transformar nuestras miserias
en alegría y felicidad duraderas.
Te lo pedimos por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración después de la Comunión
Oh Dios de ternura y amor:
Tú has querido que tu Hijo se encontrara con nosotros
aun contando con la imperfección de nuestro amor.
Por medio de él, presente entre nosotros,
abre nuestras manos y corazones
a todas las enfermedades, necesidades
y miserias de nuestros hermanos.
Y danos fuerza e inspiración
para perdonar, compartir, animar,
y así llegar a ser, todos juntos,
el pueblo que vive en tu amor
y se gloría y alaba sin cesar
el nombre de Jesucristo nuestro Señor.

Bendición
Hermanos: Jesús siente compasión por la muchedumbre que anda como rebaño sin pastor. Que el Señor nos dé un corazón compasivo que se preocupe de los hermanos, con paciencia, solidaridad y espíritu de servicio.
Y que la bendición de Dios todopoderoso, Padre, Hijo y Espíritu Santo descienda sobre nosotros y nos acompañe siempre.



Comentario al Evangelio del 

Carlos Latorre, cmf
¡Buenos días, amigos!

Casi sin darnos cuenta vamos avanzando en el camino del Adviento. Es el Señor que viene a salvarnos. El Profeta Isaías con un tono esperanzador en sus palabras se dirige al pueblo y le dice: “no tendrás que llorar, el Señor se apiadará de ti al oír tu gemido: apenas te oiga, te responderá”. Pero hay que limpiar el corazón de todos los ídolos que no permiten a Dios ser el único Señor de tu vida. “Si te desvías a la derecha o a la izquierda, tus oídos oirán una palabra a tus espaldas que te dice: “Éste es el camino, camina por él”, no te dejes engañar apartándote de tu Salvador.

La oración del salmo nos ayuda a confiar sin desanimarnos en el amor de nuestro Padre Dios porque: “Él sana los corazones destrozados, venda sus heridas. El Señor sostiene a los humildes, humilla hasta el polvo a los soberbios”.

El evangelio abre nuestra mente y nuestro corazón a un horizonte cada vez más universal. Los destinatarios de la misericordia de Jesús son los marginados por la sociedad, especialmente por los grupos dirigentes y religiosos: el ancho mundo de los maltratados y abatidos, esos hombres y mujeres de todos los tiempos ante los que Jesús siente una compasión que le conmueve las entrañas. Aquí entran los niños, despreciados y apenas tenidos en cuenta; también la mujer, ser humano considerado de segunda clase para el pueblo judío de entonces y para tantos otros pueblos y culturas de entonces y de hoy. Ellos son los pequeños que los servidores en la comunidad eclesial deben privilegiar.

En la opción preferencial por el pobre es donde la Iglesia se juega la credibilidad de su misión, como insistentemente nos está enseñando el Papa Francisco. El Jubileo de la Misericordia que hemos celebrado a lo largo del año pone al descubierto los campos que están esperando evangelizadores de verdad.

Pero una Iglesia misionera pobre y comprometida con los pobres está necesariamente abocada, incluso dentro de la propia comunidad cristiana, a encontrar oposición y a ser perseguida, porque exige la eliminación de todas las barreras que discriminan, explotan y oprimen.

Para comprender mejor el mensaje del evangelio de hoy nos sirve contemplar al más grande Misionero que ha tenido la Iglesia Católica a lo largo de los siglos: San Francisco Javier. El sintió resonar en su alma las palabras de Jesús: «La mies es abundante, pero los trabajadores son pocos; rogad, pues, al Señor de la mies que mande trabajadores a su mies…» Puedes leer su vida en el siguiente enlace:
www.corazones.org/santos/francisco_javier.htm

Su ejemplo permanece. Hacen falta seguidores. Hasta el día de hoy Asia sigue siendo el continente más poblado de la tierra y el menos evangelizado. La oración del Adviento “Ven, Señor Jesús” resuena en este continente inmenso esperando misioneros como Javier.

Vuestro hermano en la fe.
Carlos Latorre
Misionero claretiano
carloslatorre@claretianos.es
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
loading...
TRANSLATE


EnglishcvFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified